10 cosas que te harán una persona muy especial. Todos te buscarán siempre


Existen personas que nos parecen mágicas. Me refiero a esas que iluminan un lugar con su presencia, que siempre se ven felices, quienes causan una excelente primera impresión, tienen detalles que siempre les hacen sobresalir y lo curioso es que aunque nos preguntamos cómo le hacen, claro que todos nosotros podemos ser así, lo único que debemos hacer es observar las cualidades que les distinguen e implementarlas en nuestra vida. ¿Estás listo para un análisis personal y para hacer de esta idea una realidad? 

Quiero aclarar que esto de ser una buena persona, carismática y exitosa, no necesariamente implica ser una persona bella físicamente. Esta especie de “imán social” se crea a base de cualidades y hábitos que cualquiera de nosotros puede desarrollar. Piensa en esa persona que te inspira, que te provoca curiosidad, que ves que todo le sale bien ¡claro que la vida perfecta no existe! Pero esta persona hace que todo se vea sencillo por algo que es clave: su actitud. Analizamos a varias de esas personas que son una especie de rayo de sol andante y esto fue lo que les caracterizó, aplícalo a tu vida y sorpréndete con la diferencia: 


1.- Contagian su entusiasmo

Estos seres están conscientes de que una buena actitud ayuda enormemente a resolver cualquier problema, no solo guardan esta actitud para ellos sino que buscan cómo contagiarla a quienes les rodean. Cuando te platican algo lo hacen con pasión, así sea algo simple, se nota que están agradecidos con la vida por lo que les ha dado y también por lo que no.

2.- Son humildes

Ellos saben que la vida da muchas vueltas y que habrá momentos donde la fortuna no esté de su lado, por lo tanto cuidan mucho el trato con otras personas, aceptan cumplidos sin ser presumidos y celebran sus logros de una manera discreta, siempre agradecen el apoyo. Tratan a los demás como quisieran ser tratados. 

3.- Saben trabajar en equipo

Estas personas suelen ser excelentes líderes, no solo hacen lo que les toca para cumplir una meta, también se preocupan por sus compañeros, buscan que ellos también tengan éxito en lo que hacen y les encanta verles triunfar. 

4.- No juzgan

Son personas prudentes que antes de crear una idea sobre una persona o una situación, le analizan a detalle para tratar de entender todo lo que influyó para que fuera así. Suelen ser empáticos y ya que conocen todo el panorama entonces buscan la manera de ayudar a los afectados siempre respetando a los demás y a ellos mismos. 

5.- Son buenos para escuchar

Suelen ser muy confiables, escuchan con atención a quien se les acerca para hablar y son casi una tumba, pues no revelan lo que se les dice en secreto. Ellos escuchan con toda su atención, no se distraen con nada pues la prioridad es ayudar a quien les está contando algo. Saben cuándo dar un consejo o cuando es suficiente con escuchar. 

6.- Son asertivos

Estas personas saben que para resolver un conflicto lo mejor es acercarse con la persona involucrada, decir las cosas con paciencia y prudencia en el momento y lugar adecuado para que la otra persona pueda entender el error y encontrar una solución en conjunto.

7.- Son personas justas

Tienen un sentido muy claro de lo que es correcto aun cuando no sea algo que les convenga. Este concepto de justicia lo aplican en todo lo que hacen, lo que dicen y en su trato a los demás. 

8.- Son agradecidos

Valoran cada oportunidad que se les presenta, no importa si es algo pequeño o enorme, desde el poder tener un día más para vivir, hasta lo malo o lo que podríamos considerar un fracaso, pues aquí se dan sus mayores aprendizajes.

9.- Son alegres

Es raro no verles con una sonrisa en el rostro. Aunque hay tragos amargos en su vida, saben que la actitud tiene mucho qué ver en lo que llegue después y procuran buscar el lado bueno a todo lo que les rodea.

10.- Conocen y admiten su responsabilidad

Son conscientes de las veces en las que se equivocan, saben perdonar y piden perdón cuando es necesario, pues tratan de estar libres de sentimientos de rencor y amargura y buscan que quienes les rodean también vivan sin ese tipo de cargas emocionales.

Probablemente dirás que hay varios “peros” en esto, pero ¿y si te das una oportunidad de cambiar? Es imposible obtener resultados distintos cuando hacemos todo igual y estoy seguro que tú mismo te sorprenderás de toda la luz que guardas dentro de ti y que no habías dejado brillar. 
Recomendados
Recomendados