7 tipos de personas tóxicas. Identifícalas y aléjalas de tu vida antes de que te dañen


Todos en algún momento hemos sido víctimas de los ataques verbales por culpa de otros. Es complicado distinguir entre este inmenso mar de personas a aquellas que tienen buenas intenciones y que buscan apoyarnos y a otras que quieren vernos sufrir. Estas últimas tienen la facultad de dañar a todos con tal de lograr sus objetivos egoístas.

Piensa en todas las personas que han estado contigo en los momentos difíciles, tal vez ahí tengas la respuesta que tanto necesitas, esos son tus verdaderos amigos. En cambio quienes se esconden tras mil y un pretextos para no brindar apoyo, pero a la vez exigen el tuyo, son personas egoístas y tóxicas que será mejor alejar de tu vida.


Actitudes más comunes en las personas tóxicas

Hay que aprender a ver los detalles en este tipo de personas, desde sus conductas hasta su forma de expresarse sobre los demás, pues generalmente la gente tóxica tiene comportamientos como los siguientes: 



1. Hablan en exceso de ellos mismos, sin dar oportunidad a que los demás expresen sus opiniones, e incluso los interrumpen constantemente para emitir sus juicios. Prestan poca atención a lo que otros dicen y siempre vuelven a cambiar la dirección de la plática hacia ellos, de esa manera aumentan su ego. 

2. Se quejan de todo. Rara vez dicen algo positivo de alguna persona o situación, pareciera que viven en la amargura, como si todo a su alrededor fuera una tragedia. Nada les parece, ni las amistades, el trabajo, las vacaciones ... ni siquiera su pareja. Incluso cuando les va bien sacan algo negativo. 

3. Toman el papel de la eterna víctima para convertirse en el centro de atención, tiene la necesidad de ser escuchado, pero todo lo que comenta es amargura y dolor, esto por supuesto lo hace para que los demás se compadezcan y lo acepten. Para una víctima el mundo siempre estará en su contra y aunque logra envolver a muchas personas que le brindan apoyo, jamás tiene suficiente. 

4. No se responsabilizan de sus actos, siempre encontrarán un modo de culpar a otros por sus desgracias o fracasos. Nunca intentan cambiar sus actitudes pues resulta mucho más cómodo responsabilizar a otros por su estado de ánimo y dolor. 

5. Sienten envidia de los demás, incluso de aquellos a quienes consideran “amigos”. Los celos y la soberbia son dos factores que encontramos en su personalidad, pues sienten que merecen toda la atención y consideraciones de otros por el simple hecho de existir. 

Tipos de personas tóxicas que debes alejar de tu vida

1. El manipulador

Se presenta en tu vida de repente, toma una actitud cariñosa y complaciente en un principio. Todo parece estar bien mientras esta persona tóxica obtenga lo que necesita de ti, pero si te atreves a decirle “no” a alguna de sus peticiones, intentará convencerte mediante el chantaje moral para que las cosas se hagan a su manera. Son muy buenos para mentir y para hacer sentir a otros la necesidad de complacerlos, pero si te niegas o no puedes, te hará sentir culpable y te retirará su supuesto apoyo. 

Jamás te muestres sincero con una persona manipuladora, pues utilizará tus debilidades en su favor, ya que mientras más informacion le des sobre tu vida ejercerá mayor control sobre ti. Si identificas a un manipulador aléjate porque jamás obtendrás nada bueno de esa relación abusiva. 

2. El mandón o autoritario

Una persona autoritaria es aquella que maneja a los demás a través del miedo y la intimidación, no necesariamente con violencia física, sino controlando sus emociones mediante gritos e insultos. Estas personas se valen de recursos hirientes para sentirse poderosas, tales como humillar en público, imposiciones y amenazas, todo ello con tal de manipular a todos a su alrededor. Esta actitud es muy propia de jefes inseguros, maestros abusivos y padres tóxicos. 

No permitas que una persona te humille, ni siquiera si es tu jefe, pues nadie tiene derecho a someter a otros. Si identificas conductas de este tipo en tu ambiente laboral será mejor poner un alto, porque el exponerte al maltrato psicológico constante te causará graves daños psicológicos. 

3. El descalificador

Es una persona negativa, pesimista y envidiosa, sus palabras parecen amables pero en realidad tienen una intención oculta: hacerte sentir menos valioso. Tiene grandes inseguridades que busca cubrir haciendo menos a otros, por ello siempre tratará de conocer la mayor información posible de sus víctimas, pues de esa manera tendrá las armas suficientes para engrandecerse. Esta persona no cree en sus capacidades, así que trata de provocar el mismo efecto en los demás. 

Para lidiar con personas de esta clase es necesario ser conscientes del valor propio, si eres seguro de tus capacidades, te amas y te aceptas tal como eres, no debes tener mayor problema para ignorar sus palabras hirientes de esta persona tóxica. 

4. El repartidor de culpas

Es una persona inmadura, incapaz de resolver sus propios problemas y busca arrastrar a los demás con sus errores; para ello siempre repartirá las responsabilidades con los demás. Siente que es perfecto y que nunca se equivoca, para él todo lo que ha hecho está bien. 

Nunca aceptes la responsabilidad de alguien más, no dejes que te manipule una persona así, porque ella buscará ser reconocida por los méritos ajenos, pero cuando la situación se sale de control siempre tiene a quien culpar. 

5. El envidioso

Es la típica persona que siempre busca criticar haciendo comentarios que descalifiquen a otros y, por supuesto, buscando envenenar a otros para que adopten la misma actitud negativa hacia la víctima de su envidia. Desean de manera enfermiza tener lo que otros poseen y su frustración al no poder conseguirlo, los hará actuar en contra de esa persona. 

Cuando una persona únicamente tiene comentarios negativos de otra ten cuidado, porque los envidiosos siempre tratarán de hacerte caer en su dinámica destructiva de descalificación hacia los demás.

6. El lunático

Estas personas tóxica siempre tratarán de llamar la atención de los demás con tal de sanar sus inseguridades, son sumamente controladoras y llegan a ser irritables. Su característica principal es que buscan ser perfeccionistas y tienen baja tolerancia a la frustración, por ello siempre buscarán que las cosas salgan a su manera, pero cuando eso no ocurre tienen fuertes cambios de humor y ataques de ira. 

Muchas madres tóxicas tienen este tipo de personalidad perfeccionista y neurótica, consecuencia de los traumas que tuvieron durante la infancia. Estas mujeres buscan vivir sus sueños a través de los hijos, sin darse cuenta del daño que les hacen, ya que esos pequeños estarán condenados a repetir el mismo patrón de conducta. 

7. El pesimista

Estas personas tóxicas se rinden antes de comenzar la batalla, todo está mal en el mundo y cualquier cosa les afecta. Toman las cosas muy personales y su negatividad resulta sumamente destructiva no sólo para ellas, sino para todos quienes lo rodean. 

Se quejan de todo constantemente, así que es fácil de identificarlas. Ten mucho cuidado con una persona pesimista, pues siempre tratará de arrastrarte a que pienses de la misma manera que ella. 

Lo mejor que puedes hacer es identificar los rasgos de las personas tóxicas para mantenerte alerta y jamás permitas que influyan de forma negativa en tu vida. Recuerda que quienes se rodean de gente amigable, amable y generadora de buena energía encontrarán fácilmente el camino al éxito. 

“Deja ir a las personas que sólo llegan para compartir quejas, problemas, historias desastrosas, miedo y juicio de los demás. Si alguien busca un cubo para echar su basura, procura que no sea tu mente” -Dalai Lama

¡Hasta la próxima!

Recomendados
Recomendados