Un hombre realmente enamorado siempre te dará prioridad. Especialmente en estas situaciones


¿Cuál es la clave para un matrimonio feliz y próspero? Sabemos que no existe en realidad una fórmula mágica que arregle todos los problemas del mundo y que nos haga sentirnos bien y completos, pero es necesario tomar en cuenta aspectos importantes como la confianza, el amor, la paciencia y sobre todo el apoyo mutuo. 

Aprende a ordenar tus prioridades, muchas veces pensamos que le debemos todo a los padres ¡Y es cierto! pues ellos han sido y serán siempre un pilar importante en nuestra vida y formación, pero en esta nueva etapa del matrimonio, la única persona que merece toda nuestra atención es nuestra esposa, esa mujer especial que ha sabido dar su apoyo de forma incondicional desde el primer momento. ¿O es que acaso se nos han olvidado esos votos del matrimonio? 


Valora a tu pareja siempre, dale la importancia que se merece sobre todo ante todas estas personas: 

1. Sobre tus amistades

Por supuesto que es importante dedicar tiempo a las verdaderas amistades, el demostrar apoyo a esas personas importantes que se han hecho presentes en los momentos difíciles, así como en los grandes logros; para conservar una amistad el contacto es importante, pero no cometas el error de ponerlos antes que a tu pareja. 


Dime ¿Quién te procura cuando estás enfermo en las madrugadas? ¿Quién es la persona que arregla tu ropa en las mañanas, que tiene lista la cena a tiempo y que prácticamente lee tus pensamientos cuando algo no anda bien? Pues entonces a esa persona es a quien debes tu lealtad y respeto. Cuida a tu pareja, pues ella es quien cuida de ti todos los días de su vida. 

2. Por encima de los padres

De verdad no se imaginan cuantos hombres siguen pidiendo consejos a sus padres y les tienen fe ciega a sus madres aún cuando tienen su propia familia, no niego que es importante la opinión de los padres en nuestra vida adulta, pues su experiencia es algo muy valioso, pero no es recomendable entrar en pleitos con la pareja a causa de los padres ¡Sobre todo por las suegras metiches! 

Es un verdadero dolor de cabeza para la esposa tener que soportar los desaires de la madre del marido; recuerda que lo más inteligente y oportuno es siempre mantener cierta distancia entre la vida de casados y la vida familiar, pero siempre anteponiendo la lealtad hacia la esposa, pues ahora la vida y las decisiones les corresponde a ustedes como pareja, no a sus padres. 

3. Dale más importancia que a cualquier otra mujer

Nunca pronuncies demasiada admiración hacia otras mujeres, nadie merece esa atención que le das a tu pareja, quizá haya cualidades que veas en otras mujeres que te parezcan admirables, pero ¿Quién es más digna de tu afecto y amor que la mujer que trajo a tus hijos al mundo?  

No cometas la equivocación de hacer comentarios hirientes a tu pareja, no la compares ni quieras que sea como cualquier otra mujer, ella es única y con todos sus defectos y virtudes, ha sabido salir adelante y ayudarte a ser mejor cada día, no la rechaces y siempre dile lo importantes que has sido sus sacrificios para ti. 

4. Apoyarla frente a los hijos

No significa que los hijos sean menos importantes, o que se deje a un lado a los pequeños por la esposa, pero es importante que sean un equipo cuando se trata de la crianza y de corregir los malos comportamientos; muchas veces he escuchado padres tomando partido por sus hijos y desacreditando a la madre, sin embargo le deja la responsabilidad a ella cuando salen a trabajar, generando conflictos y faltando al respeto a su mujer. Esto solamente complicará la relación entre la madre y los hijos, así que evita hacerlo. Quizá no en todo estén de acuerdo en cuanto a la disciplina impartida en el hogar, pero muéstrale tu apoyo frente a los hijos, y ya en privado pueden ponerse de acuerdo en como resolver las situaciones siguientes.  

5. Dedícale más tiempo que a tus redes sociales

El entretenimiento y desestrés es importante, es lógico que después de un día lleno de compromisos, trabajo y problemas, quieras checar tus redes sociales, jugar un poco en tu celular, compartir un charla con un amigo lejano o checar videos interesantes ¿Pero todo el día? Recuerda que después de un largo día tu familia también requiere de tu tiempo y atención, por lo que es importante conectar nuevamente con tu pareja después de un agotador día de trabajo. Verás que ambos se sentirán mejor. 

6. Hazla sentir más importante que los problemas

El compañerismo y la complicidad se pueden ver afectados en una relación con el paso del tiempo, las fricciones y las adversidades siempre serán motivo de discusiones acaloradas y problemas. Si después de una pelea con tu esposa, tu molestia y coraje son casi incontrolables piensa ¿Qué es más importante, mi enojo o su felicidad? Toma en cuenta que cuando se dicen las cosas con enojo, podemos herir a quienes amamos. Ella valora enormemente aquellos momentos en los que a pesar de los desacuerdos, le demuestras tu amor calmándote y diciendo que todo saldrá bien. 

Ningún problema debe ser más grande, que su capacidad para resolverlos juntos. 

7. Más importante que las frustraciones

Demuéstrale a tu pareja que ella es más importante que cualquier frustración, que cualquier inconveniente en el trabajo, que las deudas y que los días difíciles, porque juntos pueden superar cada obstáculo ¿O acaso ella no te lo ha demostrado? 

Piensa un momento en lo que acabas de leer y medita al respecto, se consciente de que todo lo que necesitamos para enfrentar los problemas y las adversidades es ordenar nuestras prioridades, no dejar de lado todo lo que nos hace felices y recuerda que cuando todo el mundo te falle, esa mujer que prometió amarte y respetarte en la prosperidad y en los momentos complicados, siempre va a estar ahí para cumplir lo que dijo ante los ojos de Dios. ¡Ánimo! Hasta la próxima. 
Recomendados
Recomendados